“A mi me retirarán: me levantarán del suelo y me retirarán”

Esto dijo hace semanas en una reunión alguien muy querido para nosotros.

“Mi padre lo ha podido disfrutar: se ha jubilado y lleva quince años descansando y disfrutando su bien ganada jubilación. Yo sé que a mi, sin embargo, me retirarán: un día se me acercará alguien y me quitará de donde esté ubicado, porque me habré muerto trabajando. Lo tengo asumido: yo no tendré pensión. Intento al menos que me guste lo que hago, y lo consigo. Por eso me marché de la empresa donde trabajaba: porque, aun con un muy buen sueldo y una posición relevante, sentía que estaba congelado en la seguridad que me daban, sin avanzar como persona.”

Así concluyo su descarnada reflexión.

¿Rebelarse contra esta realidad? ¿Tenemos derecho a…? ¿Marca la época y el déficit el derecho que tenemos o dejamos de tener? ¿Vivimos hoy, como el que recibe la luz del sol, los efectos económicos de las decisiones que se tomaron hace años, alegremente?

Un link que también hace pensar:

Sea realista con su pensión futura o se cocerá como una rana

PD: Los colores de la rana no los elegimos nosotros. La rana es así por naturaleza.

One Comments to ““A mi me retirarán: me levantarán del suelo y me retirarán””

  1. Óliver says:

    … ¿Por qué solo ven problema en las pensiones? Ante la hipótesis de un acusado envejecimiento de la población en 2040, el pago de pensiones sería un problema secundario frente al colapso generalizado que originaría la escasez de trabajadores jóvenes. No se podrían atender las redes viarias, los aeropuertos, los hospitales o los centros de enseñanza. Ni cubrir la plantilla de los cuerpos militares y policiales encargados del orden público y la defensa nacional. ¿Quién trabajaría en la agricultura, la industria, el comercio y los medios de transporte?

    Porque si, tal como sugieren los lúgubres predictores basándose en las proyecciones demográficas, el problema va a ser de escasez de población activa en 2040, al faltar trabajadores no sólo entrarán en crisis las pensiones públicas, sino también las privadas. Pues por la misma regla usada para afirmar que escasearán los cotizantes a la Seguridad Social, se deduce que también serán escasos los inversores en fondos privados.
    Seguir leyendo…

Leave a Reply

(required)

(required)